Wednesday, June 24, 2009

Entre dos conmociones

Las horas me han ido enredando esta tarde y he perdido el tiempo por culpa de la música. Estan compinchadas. Sabían desde el principio lo que iban a hacer conmigo, la vulnerable mortal. Las horas y la música tienen mucho peligro. Son unas manipuladoras, te tienen a su merced y lo saben. La una te entretiene mientras que la otra se te cuela dentro.

Aunque no tengo muy claro si es la música la que te distrae mientras que, zaca, el tiempo se te cuela hasta el alma... o si son las horas las que te entretienen como quien no quiere la cosa y cuando te quieres dar cuenta, zaca, ya tienes a la música metida dentro, muy adentro.



Raptan poemas de Juan Ramon Jimenez. Raptan la voz de un alma... que rapta a quien le escuche.

Sin piedad, confabulan nuestros destinos.

3 comments:

Carmen said...

sin piedad...

tengo horas bajo la cama, para emergencias.

a mí me lían las palabras. Como enredaderas por los tobillos y las muñecas.

Carmen Linares me reconcilia. Ya no me sueno ajena. Gracias.-

carmen said...

A mi, como a Carmen, me enredan las palabras... (de algún lado me tenía que venir lo de cuentacuentos, claro). Qué linda.
Qué tal tus exámenes? Qué tal el final de junio?
Besazos de buenos días
Carmen

Meike said...

La música amansa a las fieras, ¿no?

Pues deja que te invada :)